El Gran KIlombo Antifascista. Ante los ataques en contra de Regeneración Radio

Al igual que Regeneración Radio, El Gran Kilombo Antifascista suspende obligadamente sus transmisiones y esperamos pronto volver al aire, cuando Regeneración Radio vuelva a levantarse. Asumimos el compromiso que nos toca y de acuerdo a nuestras pobres posibilidades para con Regeneración Radio, y nos sumamos a la rabia de nuestros compañeros y a los trabajos que haya que hacer.

Como muchos ya se habrán enterado, el pasado lunes 21 de septiembre del 2015 se llevó a cabo un nuevo y brutal ataque -por parte del grupo porril “3 de marzo” en contra del CCH Vallejo y su comunidad en general; y en particular en contra de los grupos y colectivos de estudiantes y jóvenes que se han organizado desde hace un tiempo en esta escuela de UNAM; y dentró de éstos, de manera especial en contra de Regeneración Radio, sus integrantes y sus instalaciones.

No es la primera vez que Regeneración Radio -así como otros colectivos- eran atacados por este grupo porril, que vale señalar está ligado a la Dirección del CCH, a las autoridades de la UNAM, a la Delegación Gustavo A. Madero, al Gobierno de la Ciudad de México, y al PRD también y a una amplia gama de funcionarios universitarios, gubernamentales y de los partidos políticos. Como grupo de choque, el “3 de marzo” ha fungido un brazo violento bajo el cual se esconde el actuar de las autoridades y los gobiernos, que ha tenido y tiene por objetivo el implantar el terror dentro de las escuelas universitarias, así como el atacar a los y las activistas dentro de las escuelas para asegurar el predominio de las decisiones de las autoridades.
La historia de los grupos porriles en México, es larga, siempre ligada a los partidos políticos gobernantes, desde el PRI y hasta el PRD (y seguramente cuando MORENA suba escaños en el gobierno, también lo será), útiles para enfrentar a las voces y las manos disidentes que se oponen a los proyectos políticos del gobierno y de los grupos de poder diversos. Su arma es la violencia, tanto en contra de las comunidades en general, como en contra de los grupos organizados que resisten y luchan.

El grupo porril “3 de marzo”, por años aterrorizó a la comunidad de CCH Vallejo –y otros centros educativos-, haciendo del miedo una constante entre los estudiantes que eran asaltados, golpeados, amenazados cotidianamente por este grupo de choque. Fueron los grupos de estudiantes organizados, entre los que Regeneración Radio figura de manera especial, quienes impulsaron el combate en contra de los porros al interior del CCH. Así, la comunidad estudiantil, impulsada por estos colectivos organizados logró sacar a los porros del plantel, y estos colectivos lograron mantenerlos a raya de la escuela. Sin embargo, los porros nunca cesaron sus pretensiones de volver a instaurar su terror sobre el CCH, mantuvieron el ataque constante en contra de los miembros de Regeneración Radio y de los demás colectivos y grupos organizados: persecuciones, golpizas, amenazas, heridas, aguardando pacientemente a que sus jefes del gobierno y de la UNAM les dieran la orden de volver y arrasar con los colectivos dentro del CCH.

El ataque del pasado lunes se debe entender –en parte, pero no exclusivamente-, dentro de un largo historial se acosó y agresiones en contra de la comunidad del CCH, de los Colectivos y grupos organizados, y en especial en contra de Regeneración Radio: amenazas y golpizas habían sido ya constantes -sólo por hablar de los últimos meses-, pero en esta ocasión este grupo porril, auspiciado a las autoridades de la ciudad y de la UNAM desató aún más su brutalidad.

Este ataque debe ser entendido, como parte de la arremetida de las autoridades del CCH Vallejo en contra de los colectivos y grupos organizados dentro del CCH; de las autoridades de la UNAM en contra de los espacios autónomos y rebeldes; de las autoridades de la Delegación Gustavo A. Madero y de la Ciudad de México en contra de los espacios de disidencia social que se sale de los márgenes de los maniqueos Partidos Políticos –incluyendo a esos que se dicen de “izquierda”-; así como dentro del marco de los ataques del Gobierno Federal que se extienden a lo largo y ancho del territorio para exterminar las rebeldías de abajo, para imponer sus políticas de muerte y dominación. También se debe entender como parte de siempre colaboración de la clase política –incluyendo a la que se dice de “izquierda” en las represiones y la brutalidad, de la que no pueden deslindarse con facilidad por más que lo intenten.
Durante este reciente ataque del lunes fueron heridos por golpes y puñaladas 3 compañeros, tanto de Regeneración Radio como del Colectivo Revuelta, y no conformes, la agresión arreció.
Los porros destruyeron el espacio ocupado por el Colectivo Revuelta, y también la Cabina Radiofónica y el Cubículo de Regeneración Radio, saquearon y destruyeron lo que encontraron a su paso, y se mantuvieron por horas imponiendo su terror sobre estudiantes y activistas, cazando a estos últimos. Algunos compañeros alcanzaron a refugiarse dentro de las instalaciones de la dirección del plantel en donde se atrincheraron, y de donde no pudieron salir por horas, hasta que por la noche, diferentes compañeros y compañeras llegaron en su auxilio al CCH, ante lo que los porros se vieron obligados a retirarse del lugar.

Todo esto, mientras las autoridades de la UNAM y del Gobierno del Distrito Federal, miraban complacidos, complacientes y cómplices la brutalidad en contra de los y las compañeras. Era obvio esta complacencia, que es muestra de su complicidad con el grupo “3 de marzo”
La Cabina de Regeneración Radio fue destruida y saqueada.

Y por lo tanto se suspendieron obligadamente de manera indefinida las transmisiones radiales de Regeneración Radio, que se emitían por el 105.3 del fm y por su página web.
Este proyecto de comunicación libre tiene una historia ya larga -de16 años-, cuando nació aquella “Radio Pacheco” -como se llamaba inicialmente- como radio bocina que comenzaría a sonar en el contexto de la Huelga estudiantil del Consejo General de la Huelga de 1999-2000.

Ahí, entonces, algunos jóvenes estudiantes comenzaron a soñar en colectivo, a caminar y construir una historia de dignidad, de trabajo constante, de solidaridad, de voces y comunicación en pos de la libertad. Con sus manos, con su trabajo, con sus fuerzas, con su sudor, con sus ideas, con sus sueños y sus corazones rebeldes fueron construyéndose en colectivo.

Comenzaron a crecer, sobre todo como hombres y mujeres compañeros, a aprender, a inventar e inventarse, a experimentar levantando autónomamente un proyecto rebosante de dignidad y rebeldía que sirviera de altavoz no sólo para sus voces individuales, sino para aquellas voces y luchas que desde abajo emergen y se levantan, es decir, para las voces colectivas.

Años de trabajo después dejaron el nombre de “Radio Pacheco” y adoptaron el de “Regeneración Radio”, retomando y haciendo un humilde y digno homenaje al periódico “Regeneración” que editará la Junta Organizadora del Partido Liberal Mexicano, es decir los anarquistas que serían conocidos como "Magonistas" a principios del siglo XX.

El proyecto fue crecido por ellos y ellas, esos compañeros y compañeras que habían soñado años atrás con soñarse y construirse en un proyecto de comunicación libre y autogestiva, abierto a todos y todas aquellas que desde abajo lucharán, no por el poder, sino por la libertad de los pueblos.

Este fue el proyecto que el grupo 3 de Marzo intento destruir este lunes pasado, al destruir la cabina y saqueando lo que estuvo a su alcance y atacando a sus hombres y mujeres.
El Gran Kilombo Antifascista, esta pequeña voz anárquica y libertaria, encontramos en Regeneración Radio un espacio abierto y compañero para ser y difundir la historia, las ideas y el pensamiento anarquista desde hace ya más de año y medio.

En ese sentido el ataque en contra de Regeneración Radio, lo sentimos propio.

Duele y llena de rabia.

Al igual que Regeneración Radio, El Gran Kilombo Antifascista suspende obligadamente sus transmisiones y esperamos pronto volver al aire, cuando Regeneración Radio vuelva a levantarse.
Asumimos el compromiso que nos toca y de acuerdo a nuestras pobres posibilidades para con Regeneración Radio, y nos sumamos a la rabia de nuestros compañeros y a los trabajos que haya que hacer.

Les hacemos llegar nuestra solidaridad hermana a esos hombres y mujeres, nuestros compañeros y compañeras y sus sueños y pasos libertarios, que son los que le dan vida a Regeneración Radio. Además aprovechamos para expresarles nuestro más absoluto respeto y admiración compañera por su historia, por su tenacidad y por su dignidad.
Desde esta nuestra pequeña y humilde voz anárquica, decimos claramente con el corazón libérrimo en la garganta que Regeneración Radio vive y se levantará, como de por sí nos levantamos los y las de abajo.

¡Regeneración Radio volverá!

¡Los de arriba no pueden ni podrán derrotar lo que no entienden: la libertad, la solidaridad, la dignidad, lo colectivo!

Salud, Libertad y Anarquía

El Gran Kilombo Antifascista, a la espera anárquica.